facebook

Política de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted pueda disfrutar de la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de privacidad CERRAR

91.576.01.64
93.414.06.54 Llámanos y te daremos información personalizada madrid@doctorsimondray.com

¿SABES EN QUÉ CONSISTE UN RELLENO?

relleno

Todos queremos vernos bien, y los tiempos ayudan, porque cuidarse es hoy un gesto habitual. Y dentro de ese concepto, está acudir a una buena clínica de medicina estética para rejuvenecer el rostro o adelgazar, que son los métodos estético más pedidos en España. Y si hablamos de rejuvenecer el rostro, seguro que nos vienen a la cabeza términos como toxina botulíca, rellenos, o peelings. Seguro también que todos estos términos nos son familiares y sabemos diferenciarlos, ya que dice el informe que este tipo de tratamientos se han incrementado un 10% en 2016.…¿o no? Al parecer, la respuesta es negativa. O eso afirma el estudio ‘Desterrando Mitos’, elaborado por Allergan, con la colaboración de la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME). El objetivo  era determinar el grado de conocimiento que tienen las mujeres sobre los avances en tratamientos médico estéticos, y la conclusión ha sido una sorpresa. Resulta que manejamos los términos, pero no sabemos qué significan. Sólo el 13% de las españolas sabe en qué consisten los rellenos dérmicos con ácido hialurónico; además y el 40% no sabe cuál es la diferencia entre la toxina botulínica y los rellenos.

Pues bien, vamos a aclararlo. La toxina botulínica está indicada para tratar y prevenir las arrugas de expresión en patas de gallo y entrecejo, mientras que los rellenos dérmicos con ácido hialurónico ayudan a restablecer el volumen perdido en labios, código de barras, líneas de marioneta, ojeras y tercio superior. La combinación de ambos tratamientos es una de las técnicas más utilizadas: suponen entre el 60 y el 65% de los tratamientos médico estéticos, según la SEME.

De hecho casi al 80% de las mujeres le gustaría poder tratar suavemente alguna zona del rostro para no parecer cansada, la mitad borraría sus arrugas pero manteniendo una expresión natural, y un tercio se trataría las ojeras, especialmente entre los 30 y 45 años.

Dice el estudio que a partir de los 45 años las patas de gallo es una de las zonas que más preocupan y sólo una de cada diez querría rejuvenecer 10 años. ¿Y qué tenemos en cuenta a la hora de hacernos un tratamiento con relleno? Lo primero es acudir a un buen especialista. Y es fundamental, porque cada vez existen más centros que no están cualificados para realizarlos.

Desde la clínica de medicina estética Dray queremos señalar que el ácido hialurónico es uno de los rellenos estrella por su capacidad de mejorar la calidad de la piel, suavizar las arrugas, aportar luminosidad y recuperar elasticidad. Su efecto logra resultados a largo plazo de hasta 18 meses.


Testimonios